El trayecto del 2 a 1 de las encuestas, al “haiga sido como haiga sido” de Ibóm…

No habían arrancado aún las campañas y ya nos habían dicho y repetido que Angélica y el PRI “ganarían 2 a 1”. Durante la campaña, una semana sí y la otra también, encuestas y encuestadores generosamente retribuidos nos adelantaron, nos machacaron que Angélica y el PRI iban, por lo menos 21 a 25 puntos arriba del PAN y de su candidata en Mérida.

No contentos con tanta maquinación, todavía el domingo pasado, cuando muchos ciudadanos de Mérida y de otros municipios no terminaban de votar, el PRI se agenció los servicios fúnebres del Gabinete de Comunicación Estratégica (GCE) para adelantar, para asegurar que en Mérida se había registrado un triunfo claro (“contundente” dijeron en las pantallas de Milenio T.V.), una victoria aplastante del PRI sobre el PAN y sus candidatos. Además de dar 15 puntos de ventaja porcentual, los “hacedores de verdades” les asignaron CARRO COMPLETO, sí, los 15 distritos electorales, las 15 diputaciones pué, al PRI…

Y los priístas acarreados pa’ la fiesta, que no alcanzaban a pasar el camote masticado a lo largo de la jornada, los priístas en hotel de cinco estrellas y por voz de la Presidenta Paredes, se agarraron del clavo ardiente que les colocaron sus encuestólogos arrendados para proclamar su victoria.

Como las cifras no cuadraban y los primeros paquetes llevaban resultados de espanto, se tuvo que retrasar el arranque del PREP por casi dos horas y registrar, a cuentagotas, sólo los resultados de casillas favorables… pero ni así podían documentar el optimismo adelantado. ¡¡Con decirles que cerraron el PREP sin los números de Tizimín, números fuertemente rojos para la ola roja!! Recurrieron entonces al Diario Oficial de la Ola Roja, sí, al Por Presupuesto!, para COMUNICAR a sus huestes, para sembrar en el desánimo de sus lecto-patrocinadores la cifra mágica de 14 mil votos de ventaja para el PRI, que ya los mapaches de Jelipín se encargarían de cuadrar en actas y paquetes con las debidas protecciones de Aldecua, Boliche y Funéstor…

Así que primero era 2 a 1, luego le tuvieron que bajar a 25 puntos porcentuales, para cerrar el plazo de encuestas con 21. El mero día de la elección y ante la debacle registrada en la jornada lanzaron un 15 candente (cómo estaría la cosa de presionada que Mitofski no aceptó avalar esos números y se abstuvo de publicitar su encuesta de salida). Un 15 que las actas y los números del PREP, con todo y maquinación, no pudieron levantar más allá del 4, sí, ¡¡cuatro puntos porcentuales de ventaja para el PRI!!

Si los meridanos pudimos conocer, cada día, todos los días que duró la campaña, los excesos cometidos por Gobierno y PRI, de manera cínica, hasta provocadora.¿Se les puede creer ahora a esa pandilla de tramposos cuando reclaman a sus adversarios reconocer un triunfo INOBJETABLE? ¿Será que nos van a endilgar otro triunfo fraguado desde el poder, con el “haiga sido como haiga sido” como última razón?¿Ya se la pensaron bien?¿No les importa la espiral de descrédito y de descomposición política y social que una imposición así trae consigo? Si así lo deciden ay se los haiga, pué…

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: